Archivos Mensuales: marzo 2012

La Influencia Poe

Hace días que estaba pensando en escribir sobre quienes son los culpables de mi amor por la lectura y por la escritura. La primera es la Reina del Crimen, la inolvidable Agatha Christie de la que posiblemente hable en otro post.
El segundo autor que descubrí y que me hechizó por completo es sin duda el Maestro de lo Macabro, Edgar Allan Poe.
Recuerdo como me impactó, con apenas 17 años, la descripción inicial de los paramos y la tenebrosa Casa de los Usher, creo que nunca había leído una descripción de la tristeza como la expresa Poe, era como si aquel sentimiento fuese algo físico que se pudiera tocar.
Otro de mis cuentos favoritos es “El Corazón Delator”, aquel ensordecedor latido, me provocó más de un escalofrío, además de sentirme contagiado por la angustia y ansiedad del protagonista.
Creo que tanto Poe como Christie, me gustaron tanto que ya no me bastaba con lo que habían publicado y la necesidad de leer nuevas historias me empujó a crear las mías propias, y también a buscar cualquier película, que sobre sus historias existieran, de sobra son conocidas todas las clásicas de la Hammer con el magistral Vincent Price, en eso fue como descubrí que el hiperrealista dibujante de comics Richard Corben había adaptado algunos de los cuentos de Poe, de la que destacaría sin duda “La caída de la casa de los Usher” y “El Cuervo”.
Quizás una de las adaptaciones que más me gustaron no fue para la gran pantalla, si no que fue para TV, “El misterioso caso del señor Valdemar” adaptado y dirigido por Chicho Ibañez Serrador para sus míticas “Historias para no dormir”.
Soy consciente que Poe no gusta a todo el mundo, su obsesión por la muerte y el miedo a ser enterrado vivo están muy presentes en sus historias, aún así tampoco tienen desperdicio sus relatos policíacos protagonizados por C. Auguste Dupin, de hecho el paso de Agatha Christie a Poe fue precisamente a través de “Los asesinatos de la calle Morgue” y de allí ya me enganché con el resto de su obra.
Es curioso, Poe me condujo a otros maestros, Hitchcock, Robert Bloch, y finalmente cayó en mis manos un ejemplar de “Carrie” de Stephen King, Dean R. Koontz, Peter Straub y un largo etc. de maestros del genero.
Aunque ahora esas historias macabras de Poe no las haya vuelto a leer desde aquellos años, si puedo decir que Edgar Allan Poe fue uno de los culpables de mis dos mayores aficiones y de empujarme a cruzar el umbral de muchas novelas e historias que de otro modo no lo hubiera hecho.
Me gustan las novelas de terror, de misterio, con elementos paranormales, macabras, etc. y todo se lo debo a él, al (por lo menos para mí) grande entre los grandes, el maestro Edgar Allan Poe.

A %d blogueros les gusta esto: